Preventa: mi próximo libro se presenta el 17 de septiembre en la Feria del libro de Rosario y ya puede comprarse en en la tienda UOiEA!

Diario de lecturas (página 36)

Casi siempre que termino de leer un libro, escribo una línea o algunos párrafos en Goodreads. Con los años, se ha ido armando un diario de lecturas involuntario. Fantaseo con que estas notas apuradas puede ser un libro en el futuro. Antes, claro, tendría que revisar y corregir. Por el momento, son presentadas como están.


Saer en la literatura argentina (Martín Prieto)

Libro de una lectura apasionante. Organizado en capítulos bien diferenciados (está el capítulo en el que se define lo que es la literatura argentina, el capítulo biográfico, el capítulo fundacional, el capítulo sobre el Martín Fierro...), hace un recorrido de la figura y la obra del autor nacido en Serodino en 1937 y muerto en París en 2005 y del rol que juega su figura en el campo de la literatura argentina.
Revelador en más de un pasaje, da respuesta a la preguntas que se plantea: ¿cómo cambia una literatura nacional (la argentina) cuando entra un autor (Saer)?, ¿cómo cambia un autor cuando entra a una literatura nacional?

Rating: 5/5

Original: https://www.goodreads.com/review/show/4350925589

Te compré girasoles (María Angélica Vicat)

Me gustó mucho. La lectura es ágil y el ritmo, frenético. Y la historia que cuenta... qué decir, durísima. Mientras llegaba al final, pensaba, ojalá sea ficción. Pero cuando leí algunas entrevistas a la autora, lo que siempre hacía, bien al comienzo, era aclarar que todo en la novela "es verdad", que solo le cambió los nombres a los personajes.
Esto me plantea una duda: ¿puede escribirse una novela y jactarse de que lo que se dice ahí es la verdad? Y sigo: ¿qué es la verdad?, ¿existe un límite para la representación?, ¿puede un solo punto de vista ser objetivo?
Adeudo las respuestas.

Rating: 5/5

Original: https://www.goodreads.com/review/show/4350943294

Cielos de Córdoba (Federico Falco)

Nota biográfica: compre el libro en una feria del libro y lo tuve termosellado en mi biblioteca por lo menos cuatro años. Después se lo di a mi mamá para leer. El sábado estaba en su casa y quise empezar un libro nuevo. Lo saqué de su biblioteca y me senté a leerlo en voz alta junto a mi papá.

Comentario: el libro empieza con un prólogo que es una advertencia. Cuando empecé a leerlo pensé que lo había escrito el mismo autor, pero al dar vuelta la página alcancé a ver la firma del prologista: Luciano Lamberti. En uno de los párrafos explica por qué el libro es distinto a otros que hablan de lo mismo. Dice: "Primero porque es un libro argentino, en el sentido Isabel Sarli de la palabra. Groncho, mersa, peronista, argentino. Uno se ríe leyendo incluso cuando la situación es dramática o patética o triste o graciosa y triste a la vez (la mayoría)".

En un sentido amplio, es un libro de iniciación. El niño protagonista descubre su sexualidad y experimenta con otro varón. Pero eso no hubiera sido suficiente para distinguirlo de otros. Hay un contrapunto (que viene desde el título de la nouvelle) que termina de posicionarla. Un detalle que es a la vez parodia y resignación, chiste y vestigio de hogar roto. Me refiero, claro, a la ufología.

Rating: 5/5

Original: https://www.goodreads.com/review/show/1967541302

Nunca sere policia (Walter Lezcano)

Me gustó la forma en que está narrada. Como un recuerdo en presente. Y la inclusión de los poemas que escribe el protagonista.

No me gusta la inclusión de redes sociales actuales o la mención a tecnologías todavía muy pegadas a nuestro presente. Es algo que evito a toda costa cuando escribo y que me incomoda cuando lo leo.

Un subrayado: "Después de escribir el poema descubrí que en realidad lo que estaba haciendo era traducir las palabras que Romina dejó desperdigadas en mi cabeza a mi propio lenguaje. Y así tenerla más cerca, o junto a mí pero de otro modo".

Rating: 4/5

Original: https://www.goodreads.com/review/show/4336521925

Crimenes perfectos (Ricardo Strafacce)

Crímenes perfectos es una novela de peripecias, una novela de piruetas, incluso, se podría decir. La comparo con Un filósofo, Aira y la de Strafacce me gustó más. En ambas está la voluntad de seguir hacia adelante, no importa el precio, pero si en aquella el pasaje de un capítulo a otro se me hizo caprichoso y antojadizo, en esta cada nuevo acontecimiento parecía estar revestido de fatalidad: no había otra opción.
La misma novela declara la escuela en la que se enmarca. En una parte un empresario cae en la cuenta que se apresuró en dar por bueno a un jugador de fútbol. Con el player ya vendido comprende que no puede echarse atrás, que lo hecho hecho estaba, y leemos "La única solución, en consecuencia, era huir hacia delante".
Si bien la novela es buena de principio al final en las tres partes que la componen, hay dos ejecuciones que la despegan de cualquier otra novela que se podría escribir con más o menos la misma gracia. Una puntual y otra que se despliega a lo largo de algunos capítulos.
La primera está en el inicio mismo de la novela. En la primera línea. ¡Socorro! ¡Socorro!, grita alguien y esas palabras sumadas al título del libro nos predisponen. Pero la expectativa no se cumple y antes de que termine la página la gracia es descubierta. Un detalle menor, si se quiere, pero que aplaudí. Una confitura en la torta.
La segunda, ahora sí más elaborada, es la teoría presentada por el periodista Mogulevsky. Ante la situación de un futbolista que no hace goles, que casi no toca la pelota, sus compradores, que han pagado veinte millones de euros por él en una maniobra de evasión fiscal, le piden justificar el valor del volante. Mogulevsky no sabe nada de fútbol pero se interna a mirar partidos grabados y leer al respecto. La operación resultante es tan magnífica, que no solo logró lo que le habían pedido, "inventar una verdad", sino que inventó una "capaz de modificar la realidad".

Rating: 4/5

Original: https://www.goodreads.com/review/show/4319234600

Alejandra Pizarnik (César Aira)

El texto está conformado por cuatro conferencias consecutivas que César Aira impartió sobre su amiga, la poeta Alejandra Pizarnik.
Se recorre someramente su biografía y la cronología de sus libros publicadas para luego centrarse fuertemente en el análisis de su obra poética. Este subrayado define el núcleo: "Estrategias poéticas de A.P.: la pureza, la combinatoria, la "metáfora descendente" o fascinación del mal o lo negativo, las inversiones. Y la brevedad".
Se analizan poemas puntuales y se aborda: el surrealismo, Breton, Lautréamont, la escritura automática, poesía y vida, Antonio Porchia.
Su lectura es un poco pesada, tal vez por la naturaleza de conferencia desgrabada, menos magra que el ensayo.

Rating: 4/5

Original: https://www.goodreads.com/review/show/4318056666

Mi libro enterrado (Mauro Libertella)

El primer libro en mucho tiempo que leo de un tirón. Se podrá argumentar que tiene solo setenta páginas. Sí, pero hay cuentos de diez que hay que leerlo en cuotas.

Voy a anotar algunos puntos que me llamaron la atención:

* El uso de la palabra "ternura" para describir al padre enfermo. Más adelante: "...se despertó como un bebé".
* La sutil forma de decir que alguien es un borracho: "Yo tendría doce, trece años, cuando empecé a inferir la inclinación de mi papá por el alcohol". Un párrafo más adelante se sincera: "Tal vez de chico pensaba que mi papá siempre tenía mucha sed. De grande entendí que era alcohólico".
* Me distrajo que en una parte diga que el padre había empezado a escribir sus "obras completas". ¿Habrá sido "memorias completas"?
* "En esos años, cada vez que lo llamaba y no atendía pensaba que mi papá había muerto".
* Usa dos veces la palabra "capitalizar".
* Me distrajo que en una parte diga que vive en el que fue el departamento del padre y más adelante en la que fue la casa de la hermana.
* Menciona a Borges dos veces de forma explícita. En una especie de mito de origen el padre le lee en su escritorio el cuento "Los dos reyes y los dos laberintos". Más adelante dice "el concepto borgeano de que la ausencia de tradición nos habilita a todo en vez de cortarnos". En el libro se usa la fórmula "La anécdota me la refirió...", se lee dos veces la palabra "signado" y aparece la palabra "cifra" en su acepción "Escritura en que se usan signos y que solo puede comprenderse conociendo la clave".

Rating: 5/5

Original: https://www.goodreads.com/review/show/4313370370

Los Actos Publicos (Lezcano Walter)

Una novela/diario sobre las idas y vueltas de un profesor de Lengua y literatura en el conurbano bonaerense. Paradójicamente, los capítulos más interesantes son los que están afuera del aula. Por ejemplo cuando el personaje va a los actos públicos a conseguir sus primeras horas: "Estoy bien en el fondo del listado, tomo todo lo que los demás no quieren, lo que descartan".

La narración en presente o a lo sumo en un pasado cercano se mezcla con reflexiones que a veces se me hicieron un poco densas para el dispositivo "novela". Otras, alcanzan un nivel de concisión que hace resaltar esos pasajes: "La inteligencia es tener dos ideas contrarias y seguir funcionando", "El mundo es complejo, simplificarlo tiene sus consecuencias".

En uno de los capítulos finales hay una especie relato de lectura de Bolaño que me interesó.

Rating: 3/5

Original: https://www.goodreads.com/review/show/4298366717

Luces calientes (Walter Lezcano)

Luces calientes ficcionaliza la tragedia de Cromañón, el incendio que aconteció el 30 de diciembre de 2004 en el barrio de Once de la ciudad de Buenos Aires. Pero en realidad no es sobre ese hecho puntual, sino más bien sobre lo que hay alrededor: antes y después.
De hecho, el libro está dividido en estas dos partes. La primera, "Martín y Alejandra" consta de cinco capítulos y cada capítulo está contado con las voces (los testimonios) de los protagonistas: chicos y chicas que viven en Solano, van a la secundaria o la dejaron, algunos empiezan a formar bandas, otros sueñan con tener un bar. Una de esas bandas es "Los nietos del carnicero".
La segunda parte, "Diario de rehabilitación" está constituido por dos cuadernos que, a pedido de su psicóloga, lleva uno de los "supervivientes". Hay un recurso interesante. Martín, quien escribe, cuenta en el mismo cuaderno que la psicóloga le dijo que escriba sus sentimientos y lo que vive con lapicera azul y los recuerdos con lapicera roja. En la página, lo distinguimos porque unas entradas están escritas en redonda y otras en cursiva.
Se desprenden del libro, además de los tópicos esperables (el rock, el amor, el sexo, los amigos) otros igual de atractivos: cuestiones de época como la aparición de los cybercafés, el acceso a internet, la pornografía antes restringida y escasa ahora disponible y abundante. En un momento, Martín decide comprarse una computadora para poder conectarse en su casa y estar más tranquilo que en el cyber (lleno de miradas reprobatorias y de chicos que gritan mientras juegan a dispararse). Pero cuando llama a la compañía telefónica, le informan que no están brindando servicio en su barrio porque constantemente se están robando los pare de cobres. Escribe en su cuaderno: "¿Para qué quiero una computadora si no puedo ponerle internet?".

Rating: 4/5

Original: https://www.goodreads.com/review/show/4265771570